jueves, 8 de enero de 2009

"Don Muinas" o historia de un apodo adecuado (Ahora derogado)

Como casi siempre empezare con el clima: Amanecio muy bien, demasiado bien. Fue uno de esos dias calurosos e iluminados, el cielo completamente azul y despejado, ninguna pinche nubecita. De hecho uno no podia estar mucho tiempo bajo el sol, quemaba mucho (y yo lo odio cual vampiro). Asi se mantuvo hasta que empezo a caer la tarde. Jugaba rayuela con mis hermanos, cuando Angel (mi hermano menor), con esa precision para hacer anotaciones, me pregunto mientras ambos mirabamos el cerro de Chignautla -¿por que las nubes siempre llegan por alla?- señalando hacia al norte. Le comente que debido a nuestra situacion geografica los vientos dominantes siempre llegan del norte y que por eso las nubes la mayoria de las veces llegan por ese lugar. Desde que Angel vio la linea de nubes en el horizonte jugamos durante veinte minutos mas. Cuando nos retiramos de la azotea la niebla, dicen por estos lares, "bajaba" y con el viento solo se sentia el ambiente mas frio y humedo. Un perfecto dia contradictorio, soleado y nublado, y eso en menos de lo que tardo en escribir esto. Este evento con su toque de aguafiestas me hizo recordar mis travesuras de moco, las cuales fueron pocas asi que no me entusiasmo mucho. Aun asi y viene al caso con el titulo de esta entrada, me acorde de mi vecino odioso de al lado. ¿Que puedo hacer? Soy indiferente, de hecho no le hablo para nada, ni para un saludo. Caso contrario con los vecinos del otro lado, con ellos me llevo muy bien. Pero bueno el caso es que justo hace un rato me acorde de el, por las cosas con las que salia cuando era niño. Asi las cosas, hace como 10 años, confabule con mis 2 hermanos para apodar a ese tipo como "Don Muinas" ("Estar muino" en estos lares significa "estar enojado"). El apodo le quedaba como anillo al dedo, y estaba chido, pues incluso mis demas familiares lo conocian por el mismo apodo. Eso hasta hoy pues uno de mis hermanos tuvo el tino de rebautizarlo con un nuevo apodo, el cual fue aceptado con inmediatez. Dicho esto solo queda decir que mediante el siguiente decreto se le retira la denominacion de "Don Muinas" a mi vecino odioso, y se le cambia por la de "Cara de cola Jenkins" (¿Quien sabe que estaba comiendo mi hermano?), total nos gusto y se queda, ó quien sabe, mientras no gane la fuerza de la costumbre. Ya luego veremos si otros apodos como: "Doña Seño" o "Don pedos tristes" siguen igual de vigentes.

3 comentarios :

ro dijo...

El mote que me ha encantado, y por otro lado me ha dejado muy intrigada, es ese de Don Pedos Tristes..

PD: Gracias por la aclaración sobre "muinas", esa palabra por aquí no existe.

Anamnetik Bl3v dijo...

Pues esa palabreja "muinas" no la he buscado en el diccionario la verdad, y no creo que se halle ahi, se supone que cuando alguien "anda muino" o "muinado", es por que anda enojado. Lo de Don Pedos Tristes es el apodo del velador, pero no podria explicarlo, necesitarias verlo para entender.

Muinas dijo...

Hola.

Curiosa coincidencia. Mi apodo es El Muinas... y me lo pusieron hace mas de 30 años por mi tendencia a enojarme con facilidad...
de hecho tengo mi blog que se llama "el muinas se explaya"